¿Con Tsipras o con los socialdemócratas? La dramática disyuntiva de la Izquierda italiana.

vineta_izquierda_italiaEl 24 de enero en Riccione (Italia) se ha inaugurado el 2° Congreso de SEL (Sinistra Ecologia Libertà). SEL es una formación política de izquierda que nació en 2009 con la idea de superar la fase de los partidos comunistas y crear un espacio de izquierda moderno y “no ideológico”. Su líder desde el inicio ha sido Nichi Vendola, dos veces (y actual) gobernador de la Región de Puglia (Apulia), político perteneciente al partido de Rifondazione Comunista hasta el 2008, y del cual se ha separado en 2009.

El tema fundamental del congreso de estos días ha sido qué posición tomar en las elecciones europeas, si apoyar al griego Tsipras (de la formación de izquierda radical Syriza) o a los socialdemócratas liderados por Martin Schultz.

Según el líder de la formación política Nichi Vendola, que goza de mucha popularidad entre los afiliados, en las europeas SEL deberá presentar su candidatura con el grupo de los socialdemócrátas, con la voluntad de hacer de puente entre la izquierda de Tsipras y el centroizquierda de Schultz. Una línea criticada por muchos militantes de SEL y por una parte de la izquierda que se denomina “sociedad civil” (movimientos, asociaciones, etc) que quiere el apoyo a Tsipras, y que en los últimos días se ha movilizado para presentar una lista de apoyo al líder griego.

El diario italiano "il manifesto" asì ha titulado su portada el 26 de enero

El diario italiano “il manifesto” asì ha titulado su portada el 26 de enero

También hay divisiones entre los que apoyan Tsipras, entre quien quiere que el voto vaya en el grupo de Izquierda Europea (que se ha reunido en diciembre en Madrid), en el Parlamento europeo, y quien prefiere que los votos no vayan a esta formación política que, según ellos, reúne partidos que no han hecho autocritica sobre el pasado de violencia de los regímenes comunistas y mantienen una posición anti europeísta.

El resultado del Congreso, que ha concluIdo el 26 de enero, ha sido un manifiesto que deja abiertas las dos posibilidades (con Tsipras y con Schultz), dejando en el aire la decisión definitiva. La formación política se empeñará en buscar el apoyo a la lista para Tsipras presentada por intelectuales italianos, pero al mismo tiempo no cerrará las puertas a futuros acuerdos con el mundo socialdemocrático. Una conclusión que ha sido criticada por algunos como un oxímoron.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *