Política italiana: las peripecias de año nuevo del Movimento 5 Stelle

En Italia el 2017 se ha abierto con la noticia de que el Movimiento 5 Estrellas (Movimento 5 Stelle) se divorciaba del UKIP, el partido xenófobo inglés con el cual compartía grupo parlamentario en el Parlamento Europeo.

Los miembros del M5S votaron online a favor de cortar los lazos con Nigel Farage y sus eurodiputados, y manifestaron su intención de unirse a la Alianza de Liberales y Demócratas por Europa (ALDE), el grupo liberal en el Parlamento Europeo del que forma parte la formación española Ciudadanos.

Sin embargo, el ex ministro belga Verhofstadt, líder del grupo, rechazó la propuesta aduciendo “falta de consenso”. El plantón de los liberales supone para el M5S un patinazo importante de cara a un 2017 durante el cual podrían tenerse elecciones anticipadas (elecciones en las cuales M5S podría incluso ganar según las encuestas) y pone de manifiesto la difícil colocación política del movimiento.

El M5S deja el grupo de Farage…y luego vuelve, trás ser rechazado por los liberales

Después del rechazo de los liberales, Beppe Grillo, líder del Movimiento, pidió a Nigel Farage volver en el grupo “eurófobo”. Y Farage lo aceptó con duras condiciones. Entre estas la dimisión de algunos coordinadores del M5S en el Parlamento Europeo y la organización del referéndum anti-euro en Italia si el movimiento ganara las elecciones.

La maniobra de Grillo se puede leer sobre todo como peripecias por los fondos europeos: cada grupo parlamentario recibe en efecto fondos (bastante importantes) en función del número de eurodiputados que lo componen. Los 17 eurodiputados del M5S no son poca cosa como aportación económica en el grupo de Farage.

Hay que subrayar que el M5S no votó casi nunca junto con los eurodiputados del grupo eurófobo y xenófobo.

Hay que subrayar que el M5S no votó casi nunca junto con los eurodiputados del grupo eurófobo y xenófobo. La mayoría de las veces el movimiento ha votado junto con los eurodiputados del grupo de la izquierda europea y de los verdes europeo.

El patinazo de año nuevo, sin embargo, pone otra vez el acento sobre la difícil colocación política del Movimiento 5 Estrellas. Un movimiento político nacido como protesta contra la casta, contra el austerity y las políticas de la Unión Europea en los años de la crisis, con posiciones muy ecologistas, que muestra a la vez una cara más centrista o incluso derechista, como cuando Beppe Grillo habla contra la acogida de refugiados en Italia. Este nuevo incidente político pone de manifiesto otra vez la confusión política del M5S, un partido que recoge votos desde la izquierda radical hasta la derecha.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *